AUTOMOTIVE SOURCING: Proveeduría de transporte para la industria automotriz

noviembre 11, 2020 - Por Inbound Logistics Latam
115 0

Proveeduría de transporte para la industria automotriz

 

Por Alan Sánchez Stockton *

Encontrar al proveedor de transporte correcto, que se adecue en ubicación, disponibilidad, objetivos, nivel de servicio y costos, es un reto mayor al que se asume a simple vista. He aquí una base de métricas a considerar para no perdernos.

 

Históricamente, la selección de proveedores de transporte ha sido entendida como un proceso de dos pasos: la selección del modo y la selección de algún transportista dentro de ese modo. Al día de hoy, considerando la existencia de más de 930,000 empresas de transporte operando en Estados Unidos y aproximadamente 150,000 registradas en México, el Sourcing de Transporte no es tarea menor. Encontrar la opción correcta que se adecue en ubicación, disponibilidad, objetivos, nivel de servicio y costos es un reto mayor al que se asume a simple vista, en especial si agregamos los complejos desafíos que la industria automotriz representa, donde la precisión, comunicación y desempeño entre los diferentes participantes de la cadena de abastecimiento es vital. 

Varias encuestas dentro de la industria han identificado las tarifas bajas como el factor determinante para la selección de transportista. Sin embargo, hoy en día, la administración de transporte en la industria automotriz va más allá de una cuestión de precio, por lo que es necesario hacer el esfuerzo de no caer en la tentación de guiar la decisión exclusivamente por las tarifas propuestas. Al momento de una contratación o licitación es responsabilidad de los compradores de transporte hacer un análisis, a detalle, sobre las diferentes métricas a evaluar, para tomar la mejor decisión con el mínimo de riesgo posible. De otro modo, es posible encontrarnos que los impactos por daños, retrasos, gastos inesperados e interrupciones operativas son mayores a los ahorros previstos. 

Considerando lo anterior, ¿cómo diseñar una estrategia efectiva de Sourcing de Transporte dentro de la Industria Automotriz? Como primera etapa habrá que identificar los objetivos que perseguirá dicha estrategia, los cuales dependerán en cierta medida de las características particulares de cada empresa, la ubicación de sus proveedores y clientes, la naturaleza de la materia prima que reciba, el producto terminado o componentes que embarque, así como el volumen de estos, y por supuesto, los objetivos generales de la organización -si el enfoque global de la empresa es el impacto ambiental, por ejemplo, los objetivos particulares en la selección de transportista deberán estar alineados con dicho enfoque. 

Además de los objetivos particulares por empresa, hay tres objetivos claves que el Sourcing de Transporte persigue dentro de la Industria Automotriz: a) asegurar su cadena de suministro a través de los socios de transporte; b) optimizar el gasto en flete (y accesorios); y, c) Gestionar la base de transportistas preautorizados o core carriers.

Una estrategia efectiva de Sourcing de Transporte para la Industria Automotriz incluirá la determinación del número adecuado de proveedores en su base de transportistas, según el volumen de la operación. Si tenemos un número limitado de transportistas dados de alta, corremos el riesgo de encontrarnos a merced de sus tarifas aun cuando el mercado pueda encontrarse muy por abajo de éstas, no encontrar al proveedor cuya red o network se ajuste estratégicamente a la necesidad, o peor aun, depender de su disponibilidad al momento de reaccionar en situaciones de contingencia. Por otro lado, si tenemos un número demasiado alto de proveedores, perdemos poder de negociación, seguramente cierto porcentaje de estos tengan un performance limitado, no tengan capacidad para una industria tan demandante como la automotriz, o lleguen al punto del desinterés al no verse beneficiados con asignaciones después de varias cotizaciones -¿Para qué seguirle cotizando a este cliente? 

La clave es el balance, encontrar el número óptimo en el que se puedan fomentar relaciones de largo plazo, donde la empresa y sus transportistas principales tengan suficientes beneficios (este balance ayudará a regular el nivel de servicio, la dependencia de proveedores de transporte y mantener alto poder de negociación). Sin embargo, por su naturaleza, el mercado de transporte está en constante fluctuación, y del mismo modo, la demanda automotriz tiene variaciones regulares. Proyectos y plataformas arrancan, fluctúan y terminan cíclicamente, por lo que es factible que en algún punto la relación con uno o varios de los transportistas principales, deje de ser conveniente la relación, siendo entonces beneficioso tener una lista de transportistas de servicio confiable fuera de la base regular.

Una vez que se han definido los objetivos de la estrategia de Sourcing de Transporte y delimitado una base de proveedores, se deberá hacer el análisis de los puntos o factores a evaluar durante la selección de transportista, para algún servicio. De acuerdo con la literatura relativa al tema, existen más de 80 métricas que podrían ser consideradas, desde las más evidentes y mesurables como tarifas o tiempos de tránsito, hasta otras no tan obvias y difíciles de medir como certificaciones, facilidad para enviar un reclamo o pedimento, exactitud en facturación o calidad de servicio de su personal, incluidos operadores. Sin embargo, los de mayor impacto en la industria automotriz podrían clasificarse en 4 grupos:

  • Financieros – Costo
  • Performance – Servicio
  • Tecnología – IT
  • Ambientales 

El departamento responsable de Sourcing de Transporte, ya sea compras, logística o cadena de suministro, tendrá la responsabilidad de evaluar cómo y en qué porcentaje ponderar cada uno de estos factores para hacer la selección de transportista de acuerdo con los objetivos previamente mencionados. 

 

Financieros – Costos

Aunque el costo no debería ser la métrica determinante exclusiva a considerar en la selección de transportista, sigue siendo un factor protagónico, para así asegurar que las tarifas a contratar estén dentro de mercado, considerando los costos accesorios de la propuesta y no sólo la tarifa base.  No sólo para los proveedores de transporte, sino también en otros rubros de proveeduría de la industria automotriz, existen estándares en cuanto a los términos de pago, por lo que cualquier transportista que pretenda participar o crecer en este mercado, tendrá que considerar esta restricción.

 

Tecnología – IT:

Considerando los desarrollos tecnológicos a los que se tiene acceso actualmente, es inconcebible pensar que la industria automotriz y cualquiera de sus participantes se podría sentir cómodo con las viejas maneras de hacer las cosas. Visibilidad y rastreo en tiempo real es un requerimiento básico, lo que aplica en mayor medida para los transportistas que se desempeñen en los niveles superiores de la cadena de suministro del sector automotriz, (Por ejemplo: un flete de Tier 1 a OEM), donde se demanda mayor nivel de confiabilidad en el transportista, pues es en este nivel de operación donde se trabaja bajo la impresión de que el funcionamiento del sistema de abastecimiento está en riesgo permanente, derivado del prácticamente nulo inventario de las armadoras. 

 

Performance – Servicio

Paralelamente a lo mencionado en el punto anterior, los transportistas que participan en las entregas JIT, generalmente mueven cargas con valores factura mayores a los que se desempeñan en los niveles inferiores de la cadena de suministro automotriz, y estos mismos componentes son descargados del camión directamente a la línea de ensamble, justo a tiempo para su instalación, por lo que la calidad en su servicio, incluyendo confiabilidad en recolecciones y entregas, tiempos de tránsito, disponibilidad para servicios adicionales e historial de daños o pérdidas, son métricas indispensables a evaluar. 

 

Ambientales

Quizás esta categoría es la menos considerada tanto en la práctica como en la literatura relativa, sin embargo, la relevancia de mencionarle obedece a la congruencia que exige la coyuntura actual. La sociedad está siendo cada día más consciente de nuestra responsabilidad con el futuro, y aunque son pocas, cada día hay más organizaciones y líderes dentro de la industria automotriz considerando los factores ambientales en su selección de transporte, así como transportistas reportando estas métricas. Hoy en día son prácticamente los forwarders quienes lo hacen, pero esta cultura esta poco a poco permeando al resto de los participantes de la industria. Algunas de las métricas que se comenzarán a considerar con más frecuencia son: impacto ambiental del modo seleccionado (Intermodal vs Truckload, o aéreo vs terrestre), eficiencia energética de los servicios de transporte y certificados ambientales del transportista, entre otros. 


 * Alan Sánchez Stockton es Ingeniero Industrial con maestría en Ciencias de Sistemas para Manufactura Avanzada. Desde 2016 ha liderado proyectos diversos como especialista de Logística Corporativa para empresas del sector automotriz: licitaciones de rutas, mejora continua y estudios de mercado, entre otras actividades orientadas al control del gasto en la transportación.

 

Tags

PARTICIPA CON NOSOTROS

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *